Un mundo sin gluten

0
124
views

En ocasiones, se plantean incertidumbres en el entorno de la enfermedad celíaca que muchos no podemos comprender, por ello, hemos querido conocer, de primera mano, la opinión de Begoña Losada, pediatra y madre de celíaco.

Al hablar de este enfermedad, todos nos preguntamos por qué se detectan más personas celíacas ahora que hace unos años, para Begoña la respuesta es simple: “la celiaquía es una enfermedad que puede dar muchos síntomas y muy variados, a unos les da cansancio, a otros anemia, otros dolor de huesos… Lo típico son diarreas, pérdidas de peso y dolor de tripa, pero los síntomas en niños no son tan habituales. Para diagnosticar si un niño es celíaco o no hay que estar muy atentos a los niños que, comiendo bien, no engorden, tengan anemia…”.

Para Begoña, como madre de niño celíaco, lo bueno de la celiaquía es que es una enfermedad muy controlable, basta con tener una dieta sin glutén. ¿Lo malo? El salir a comer fuera, y tener en casa un celíaco y otros no celíacos, porque hay que tener extremo cuidado en no mezclar los alimentos con glutén con los sin glutén, utilizar utensilios diferentes, lavarse mucho las manos, tener cuidado con las migas…

Para nosotros, lo peor, es imaginarnos despertar y no poder comer una tostada con mantequilla o esa apetitosa magdalena. Pero existen tiendas especializadas en hacer la vida más fácil a los celíacos. Como es el caso de Celicioso.

A Santi, propietario de Celicioso, le diagnosticaron celiaquía con 23 años y lo primero que pensó fue que nunca más podría disfrutar de una buena pizza, una tarta o una galleta. Y así nació Celicioso, para ofrecer tanto a los celiacos como a las personas que no sufren ninguna intolerancia al glutén la oportunidad de que experimenten, coman y comprueben que han conseguido elaborar un producto delicioso sin glutén.

Lo que diferencia Celicioso de otros establecimientos especializados en productos sin glutén es, sin lugar a dudas, su precio. Los celiacos más golosos pueden comprarse un ‘cupcake’ por 2,80€ o una porción de tarta por solo 2,90€.

¡No dejes de ir a visitarlos! Los encontrarás en Madrid, en la calle Hortaleza, 3.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here